Artículos / Guatemala

Plaza (Plaza Pública en papel) Lo que no sabías que querías saber, pero ahora te es urgente preguntarlo

PREGUNTAS FRECUENTES

¿Qué es Plaza?

Plaza es el periodismo de Plaza Pública en papel. ¿Un libro? ¿Una revista? Plaza es un objeto hermoso para leer y coleccionar. Una revista de gran formato –tamaño carta, de aproximadamente 200 páginas cada número-, con el cuidado diseño de Workaholic People, que se publicará tres veces al año. Cada edición tendrá su propia personalidad: podrán ser números monográficos o ecléctico, se reproducirán temas publicados en la plataforma digital, y se buscará lanzar temas aún inéditos en la web que aporten nuevas miradas sobre las líneas temáticas de PzP. En Plaza se busca rescatar textos que por su calidad narrativa merecen ser leídos apaciblemente, o que por su impacto y trascendencia es importante que encuentren la permanencia del papel. Plaza busca satisfacer al sibarita de la lectura pausada, alejada del ruido del internet, brindar la satisfacción al coleccionista –de fotos, de textos, de libros-, saciar al que se interesa por tener explicaciones profundas sobre Guatemala. Plaza es una coquetería para la mesa del café y una bella compañía para las tardes de sillón o de hamaca.

¿Qué es Plaza Pública?

Plaza Pública (PzP) es un medio en internet de periodismo de profundidad, análisis, investigaciones y debates, radicado en la capital de Guatemala. Fue fundado el 22 de febrero de 2011 por la Universidad Rafael Landívar y reivindica los derechos humanos, la democracia, la justicia social y la búsqueda de la verdad. Se enfoca en las causas y efectos de la desigualdad, la inequidad y las dinámicas que atentan contra la dignidad de las personas. Es un medio sin ánimo de lucro, nos financiamos principalmente con presupuesto de la universidad, y somos apoyados por organizaciones (como Open Society Foundation e Hivos) Apostamos por la innovación, por el periodismo narrativo, y creemos en el papel de la comunidad de lectores como garantes de la independencia y la calidad del medio.

¿Por qué Plaza Pública comete la locura de hacer el salto mortal al papel?

La misma naturaleza digital nos hace continuar en la busca de nuevas formas para llegar a los lectores, y hacer que los temas que interesan al medio y que consideramos esenciales para el debate nacional, lleguen a más ciudadanos y que desaparezcan de las agendas de los líderes de opinión y permanezcan en el debate público. Buscamos todos los medios y plataformas para trasladar nuestro periodismo. En ese sentido, no somos ortodoxos del Internet, y creemos que el papel tiene un aún enorme potencial, especialmente para los temas de profundidad, textos con la narrativa que es ya un sello de PzP, y con imágenes que van retratando el país, estén presentes, físicamente, como objeto cercano a los lectores, para la lectura pausada. Además, claro, adoramos los libros y el papel, somos unos nostálgicos, y qué gozo el olor del libro nuevo, el fetiche, y qué delicia leer en papel.

¿Cómo me suscribo?

Hay cuatro formas para suscribirte:

1) Depósito monetario:

  • Paso 1.

    Revisa en la hoja de suscripción las modalidades de pago, para conocer cuál es la que te conviene y saber cuánto debes depositar. (Para toda Guatemala:
  • Paso 2.

    Realiza la transferencia o depósito en:

    Banco Industrial.

    Asociación de Amigos de Plaza Pública

    Cta #185003731-6

  • Paso 3.

    Llena la hoja de suscripción y ¡voilá! Recibirás el número inmediato a tu suscripción (si quieres que tu suscripción sea en retroactivo, recibiendo números pasados, acláralo en los comentarios de la hoja. No habrá ningún problema si todavía quedan ejemplares).

2) Con nuestros aliados suscriptores:

En librería Sophos (Plaza Fontabella, zona 10) o en librería y café Watson (Paseo Cayalá, zona 16).

  • Paso 1.

    Vas a la caja y dices que te quieres suscribir a Plaza.
  • Paso 2.

    Realizas tu pago con tarjeta o en efectivo.
  • Paso 3.

    Llenas la hoja de suscripción y ¡listo!

Si tienes cualquier duda, escribe a suscripcionesLAP@gmail.com

3) Tienda online Kemik:

Entra a la https://kemik.gt/ y en el buscador escribe “suscripción” allí te desplegará las diversas opciones de suscripción (1 o 2 años) y varias según el país donde vivas. Aquí el enlace para un año en toda Guatemala: https://www.kemik.gt/suscripcion-anual-a-plaza-1-a-o-guatemala.html Si vives fuera de Guatemala, vean la respuesta siguiente:

¿Si vivo fuera de Guatemala, puedo suscribirme?

¡Claro! Plaza llega a cualquier parte del mundo. Los costos de envío varían entre Centro América, el resto de América (Norte, Sur y el Caribe), y el resto del mundo. Estamos puliendo el método, pero ya lo puedes hacer:

Puedes hacerlo en tienda online https://www.kemik.gt/ , busca la suscripción de acuerdo a la región en donde vives. Parecerá que sólo puedes hacer pedidos en Guatemala, ¡pero no! Introduce toda la dirección, (incluido, municipio, departamento o estado; y muy importante: el país en donde quieres tu suscripción). No hay ningún costo por el envío. Si tienes algún problema con la compra escríbenos un mensaje en el perfil de fb de Los Amigos de la Plaza o directamente en la tienda en línea.

También hacerlo a través de una transferencia bancaria:

  • Paso 1:

    Revisa en la hoja de suscripción el costo a tu región:
  • Paso 2:

    Realiza la transferencia bancaria:

    Bank: The Bank of New York Mellon

    SWIFT/BIC: IRVTUS3N

    Fedwire (ABA): 021000018

    Account name: Banco Industrial, S.A.

    Account No.: 8033141875

    SWIFT/BIC: INDLGTGC

    USD amount to send:

    Final beneficiary name : Asociación de Amigos de Plaza Pública

    Account No. at Banco Industrial, S.A.: 185-003731-9

    Final beneficiary Address: 7a. avenida 5-10 zona 4, Centro Financiero, Apartado

    Postal 744, Guatemala, Guatemala, C.A.

  • Paso 3:

    Llena la ficha de suscripción. (Si quieres que tu suscripción sea en retroactivo, recibiendo números pasados, acláralo en los comentarios de la hoja).

Si tienes cualquier duda, escribe a suscripcionesLAP@gmail.com

Si no me he suscrito, ¿cómo la consigo?

Plaza nace el 28 de abril de 2016 y a partir de allí la podrás encontrar cada cuatro meses en diversos puntos de distribución (recuerda los meses clave: abril, agosto, diciembre).

La puedes encontrar en:

Librería Sophos, Watson Books & Coffee, La Casa del Libro en La Casa de Cervantes.

En estos tiempos en que es cada vez más complicado sostener las iniciativas en papel. ¿Cómo se sostendrá Plaza?

El plan es que Plaza sea autosostenible. La Asociación de Amigos de Plaza Pública respalda y gestiona el proyecto, y ha buscado diversas maneras de que pueda subsistir:

1) La apuesta más importante es confiar en los lectores, en quienes creen en el periodismo de Plaza Pública y quienes disfrutan la lectura y aman el papel. Entonces, la confianza máxima es creer que una buena base de suscriptores amigos nos permitirá la estabilidad, y la distribución en librerías, centros culturales, cafés, etc. nos permita seguir imprimiendo.

2) El patrocinio: de empresas, organizaciones, instituciones que confíen en nuestro trabajo, que apuesten por la necesidad de una ciudadanía informada, que crean en la cultura y que quieran aliar su marca con Plaza. Los patrocinios nos dan un margen de respiro y si en algún momento hubiese excedentes en los ingresos, éstos servirán para que la Asociación de Amigos de Plaza Pública apoyen investigaciones y proyectos de Plaza Pública para seguir trabajando.

Papel, la edición #1 de Plaza: es patrocinada por Instituto de Investigación y Proyección sobre Ambiente Natural y Sociedad (Iarna), L’Aperó, Sophos, Watson Books & Coffee. ¡Gracias totales por la confianza y el apoyo!

3) El financiamiento: un espaldarazo considerable. Una institución, organización o empresa, apoya con una donación para la impresión de más ejemplares, que serán distribuidos en bibliotecas públicas, escuelas y organizaciones.

¿Y si quiero ser patrocinador o financista de Plaza?

¡Fantástico! Escribe a amigosdelaplazapzp@gmail.com y te contactaremos.

¿Quiénes son los Amigos de Plaza?

La Asociación de Amigos de Plaza Pública (LAP), es una asociación civil, sin ánimo de lucro, conformada por lectores, amigos, ciudadanos, y equipo de Plaza Pública para apoyar los proyectos e iniciativas del medio. Entre sus objetivos, además de constituirse en apoyo para proteger y defender el derecho a la información y a la libre expresión, está el de generar fondos y gestionar proyectos directamente relacionados con el medio. Desde su conformación, una de las iniciativas propuestas y apoyadas por sus miembros fue el de la publicación en papel de material de Plaza Pública.

La Asociación administrará y velará por generar los fondos que permitan la sostenibilidad y continuidad del proyecto. Para esto, considera indispensable la alianza con instituciones, empresas, organizaciones y ciudadanos que compartan el interés por el periodismo de profundidad y calidad que produce Plaza Pública.

Para más información: amigosdelaplazapzp@gmail.com

x

  • Los magistrados de la Corte de Constitucionalidad otorgaron amparo provisional a cinco acciones planteadas que dejaron en suspenso la elección de magistrados.
    Sandra Sebastián
    Los magistrados de la Corte de Constitucionalidad otorgaron amparo provisional a cinco acciones planteadas que dejaron en suspenso la elección de magistrados.
  • La magistrada de la Sala Quinta de Apelaciones, Claudia Escobar, renunció a su reelección para el cargo que ocupa por supuestas irregularidades durante el proceso de elección de magistrados.
    Sandra Sebastián
    La magistrada de la Sala Quinta de Apelaciones, Claudia Escobar, renunció a su reelección para el cargo que ocupa por supuestas irregularidades durante el proceso de elección de magistrados.
  • Obdulio Reyes, miembro de la comisión de postulación, y recién electo para ser magistrado, rechazó, junto al resto de jueces elegidos, las acciones contra proceso de elección.
    Sandra Sebastián
    Obdulio Reyes, miembro de la comisión de postulación, y recién electo para ser magistrado, rechazó, junto al resto de jueces elegidos, las acciones contra proceso de elección.
  • Miembros de la sociedad civil llegaron a la conferencia de prensa que ofrecieron los magistrados electos.
    Sandra Sebastián
    Miembros de la sociedad civil llegaron a la conferencia de prensa que ofrecieron los magistrados electos.
  • En conferencia de prensa el Ministerio Público y la CICIG dieron a conocer una red que cobraba por fallos judiciales liderada por el magistrado Erick Santiago de León.
    Sandra Sebastián
    En conferencia de prensa el Ministerio Público y la CICIG dieron a conocer una red que cobraba por fallos judiciales liderada por el magistrado Erick Santiago de León.
  • "El grupo criminal" encabezado por el magistrado Erick Santiago de León, y conformado por dos intermediarios.
    Sandra Sebastián
    "El grupo criminal" encabezado por el magistrado Erick Santiago de León, y conformado por dos intermediarios.
  • Diario La Hora publicó en su portada que la jueza Claudia Escobar presentó pruebas y señaló a Gudy Rivera.
    Diario La Hora publicó en su portada que la jueza Claudia Escobar presentó pruebas y señaló a Gudy Rivera.
-A A +A
redes sidebar
La CC ampara a los inconformes del sistema

El día que la justicia ganó tiempo

Como en una tragedia griega, las voces empezaron a elevarse en un intento por trocar un destino inevitable e irreversible: la toma de posesión en las Cortes de magistrados elegidos en un cuestionado proceso. Una jueza que renuncia, otro juez que denuncia, un MP que investiga, y un grupo de la sociedad civil que eleva la voz para denunciar un proceso. La Corte de Constitucionalidad pone pausa.

Todo ocurrió en menos de 24 horas. No está claro si los hechos guardan relación intencionada, o fueron bombas que, aisladas, estallaron al unísono en la cara de los operadores del sistema de justicia de Guatemala. Lo cierto es que el jueves 9 de octubre de 2014 quedará registrado como el día en que una suma de eventos,  —políticos,  judiciales y sociales—  detuvieron (al menos de manera provisional) la consumación de un proyecto de control de las Cortes del país.

El hecho más contundente provino de la Corte de Constitucionalidad (CC) que dio una estocada al sistema de componendas, favores y alianzas fraguadas para la integración de las nuevas autoridades del Organismo Judicial. La CC amparó de manera provisional a las organizaciones de la sociedad civil que se manifestaron en contra de la elección e integración de las nuevas Cortes de Apelaciones y de la Corte Suprema de Justicia —por considerarlo viciado e ilegitimo—. Con ello concedió la oportunidad de reencauzar el proceso.

El único magistrado de la CC que no estuvo de acuerdo en otorgar esa oportunidad al país fue Héctor Hugo Pérez Aguilera, quien votó en contra del fallo. “A mi parecer, hay un choque entre dos artículos constitucionales: 214 (Integración de la Corte Suprema de Justicia) y 207 (Requisitos para ser magistrado o juez)”, justificó. Pérez Aguilera ha sido señalado por la activista Helen Mack, como uno de los “operadores políticos” interesados en mantener el control del poder judicial con intereses espurios. Votaron a favor los magistrados titulares Gloria Porras y Alejandro Maldonado, así como los suplentes Carmen Gutiérrez y Juan Carlos Medina.

En concreto, lo que la CC hizo al amparar a las organizaciones de la sociedad civil (Acción Ciudadana, Fundación Myrna Mack y Centro para la Defensa de la Constitución) fue suspender la toma de posesión de los 13 magistrados de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) y de las Salas de Apelaciones que estaba programada para el lunes 13 de octubre. Esto mientras analizan las peticiones de fondo de los amparos solicitados —que en esencia buscan hacer que se repita el proceso de elección desde el inicio—, lo cual según Gloria Porras puede extenderse “hasta 45 días”. Mientras los amparos son fallados en definitiva, las actuales autoridades del poder judicial deberán permanecer en sus cargos. Así lo manda la ley.

[frasepzp1]

“Suspender los efectos de los acuerdos 20-2014, 22-2014 y 23-2014 del Congreso de la República, que documentan los actos de elección de Magistrados de la Corte Suprema de Justicia y de las Salas de la Corte de Apelaciones y otros tribunales de igual categoría, así como suspender la toma de posesión de los cargos cuyo procedimiento ha sido cuestionado”, fue, en palabras de Porras, lo ordenado por la CC.

La magistrada Gloria Porras, quien asumió la presidencia de la CC en ausencia del magistrado Roberto Molina Barreto, dijo que los amparos promovidos en esa instancia en contra del Congreso de la República por las irregularidades que cometieron los diputados durante las elecciones de magistrados de CSJ y Salas de Apelaciones contienen “denuncias graves”. Entre éstas, según Helen Mack, promotora de una de las acciones, el tráfico de influencias es de las más importantes.

Se abren las cloacas

Horas antes, la magistrada de la Sala Quinta de Apelaciones, Claudia Escobar —quien el domingo 4 de octubre empezó a mover las aguas al interior del mismo Organismo Judicial— le tomó la palabra a la vicepresidenta Roxana Baldetti y acudió a la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (Cicig) a entregar supuestas pruebas que demostrarían las presiones que recibió de parte del diputado del Partido Patriota (PP), Gudy Rivera, para que fallara en un amparo a favor de Baldetti, a cambio de ser reelegida por el Congreso como magistrada. El vespertino La Hora fue el encargado de dar a conocer la denuncia presentada por Escobar en la Cicig y también el medio que recogió unas titubeantes y nerviosas declaraciones del legislador señalado: “¡Si es un denuncia que la presente! ¿Verdad usted? (…) Yo creo, no, no voy a estar opinando de los temas de esos; son temas que no, no voy a estar opinando”.

Luego de que el pasado domingo Escobar renunció a su reelección como magistrada de Salas de Apelaciones para encabezar un movimiento desde dentro del Organismo Judicial para denunciar los vicios y componendas del proceso de elección de magistrados en las Comisiones de Postulación y en el Congreso, las autoridades —Baldetti entre ellas— pidieron pruebas. Las presentadas el jueves por Escobar parecen ser contundentes: demostrarían las presiones políticas a que son sometidos los jueces y magistrados de parte de políticos para que fallen de acuerdo a sus intereses.

Casi al unísono, también dentro  del Organismo Judicial, otro juez alzó la voz para denunciar las presiones de que habría sido objeto por parte de la Vicepresidenta. El juez de Segundo de Instancia Penal, Carlos Aguilar —quien fue electo por el Congreso como magistrado de Sala de Apelaciones—, aseguraba a los periodistas que Roxana Baldetti, a través de intermediarios, le había coaccionado para que ordenara la captura de la precandidata presidencial de la Unidad Nacional de la Esperanza  (UNE), Sandra Torres, por un proceso penal iniciado por Baldetti en contra de la entonces Primera Dama del país, en 2010, por supuestos malos manejos de recursos en los programas sociales que dirigió durante el gobierno del presidente Álvaro Colom.

"Si por esta denuncia pueda pasarme algoquiero dejar plasmado quienes pueden ser los responsables", dijo Aguilar. El juez, quien accedió a la petición del Ministerio Público de clausurar el proceso en contra de Torres por no existir delito que perseguir, aseguró que la Vicepresidenta le envió mensajes en los que le amenazaba con que no sería electo como magistrado de Sala de Apelaciones si no accedía a sus exigencias.

Y, mientras Aguilar denunciaba a Baldetti en la torre de tribunales, en el barrio Gerona de la zona 1, sede del Ministerio Público, la Fiscal General, Thelma Aldana, anunciaba el inicio de un proceso de retiro de inmunidad al magistrado vocal II de la Sala Tercera de la Corte de Apelaciones del Ramo Civil, Erick Santiago de León, acusado por la Cicig de integrar una red de corrupción en el Organismo Judicial, dedicada a vender sentencias. Horas antes habían sido capturados Eliot Imeri Díaz y el abogado Samuel Alvarado López, quienes según las investigaciones integraban esta estructura.

Santiago fue el único de los tres miembros de esa Sala que fue reelecto por el Congreso como magistrado. Según Aldana, este magistrado “negociaba los montos del beneficio económico a cambio de una resolución judicial”. La Cicig presentó pruebas recabadas por medio de “métodos especiales de investigación” (científicos) para sustentar la petición de antejuicio en contra de este magistrado.

Los entretelones del negocio de la justicia se empiezan a develar.

[frasepzp2]

Dos días antes, el martes 7 de octubre, más de medio centenar de jueces de instancia daban otra sacudida al sistema de justicia desde dentro, en los juzgados y tribunales. Liderados por la magistrada Claudia Escobar, denunciaban que la justicia había sido atropellada. Veían todo a la deriva y no querían ser parte de la debacle. “Nosotros los jueces independientes no pedimos favores. Y es precisamente por eso, porque nuestros compañeros no han prestado ni pedido ni hecho favores, que muchos no han sido escogidos”, decía Escobar. Los jueces denunciaban la manipulación de las Comisiones de Postulación y advertían el inminente colapso de la independencia judicial.

Pero, también adentro hay otros que se oponen a los jueces beligerantes, el jueves, antes de que se abrieran las cloacas, un grupo de unos 25 magistrados de Salas de Apelaciones recién electos por el Congreso se  levantaron en contra los jueces de instancia declarados “defensores de la independencia judicial”. Se reunieron para organizar un frente a favor del proceso de las Comisiones de Postulación, al cual calificaron de “democrático y honorable”. Y para denunciar que aquellos que se quejan lo hacen porque no fueron elegidos. Solicitaron ser incluidos como parte interesada y amenazaron con procesar a los inconformes por sedición. Y así incómodo, nervioso, el vocero de los magistrados de Salas de Apelación, Mario Obdulio Reyes Alonzo, durante una breve conferencia de prensa, esquivó preguntas cuyas respuestas podrían poner  en duda la forma en que fueron escogidos:

—¿El pacto entre las bancadas mayoritarias del Congreso, Partido Patriota (PP) y Libertad Democrática Renovada (Lider) consensuó una lista con los nombres que ocuparían las Salas de Apelaciones?

—Es otro poder del Estado. Autónomo. Político. No nos corresponde saber cómo votaron. Todo ha sido bajo el marco de la ley —defendía Reyes Alonzo. 

Cuestiones de tiempo

El tiempo señalado por la CC para resolver los amparos en definitiva es crucial, dice el expresidente de ese tribunal, Rodolfo Rohrmorser. Pero ve una dificultad por la forma en que se ha integrado la CC ante estas resoluciones. “La Corte hizo un buen trabajo, sin duda, pero el fallo puede tener cambio. El regreso de los magistrados titulares (Roberto Molina Barreto y Mauro Chacón) puede coincidir con las fechas para fallar en firme. Habría otra mentalidad entre los magistrados. Pero eso sería grave. Sería como si a un niño le dieran un caramelo para que después se lo quitarán”.

—¿Hay amparos aun no resueltos en contra de todo el proceso de Comisiones de Postulación;  los que fueron resueltos por la CC en este momento atacaban únicamente a la forma en que eligió el Congreso?

—Resolver en contra del Congreso, a mi juicio, es anular totalmente lo que hicieron las Comisiones de Postulación. La votación del Congreso tuvo como base lo trabajado por las Comisiones de Postulación. Si el proceso se revisa exhaustivamente se detectará todo lo mal actuado desde el inicio —explica Rohrmorser.

—Los nuevos magistrados no asumirán el próximo 13 de octubre, fecha establecida por la Constitución de la República. ¿Significa que, independientemente de la fecha en que asuman sus puestos los nuevos magistrados deberán cumplir con los cinco años constitucionales y abandonar el 13 de octubre de 2019?

—Ya hay un antecedente: Claudia Paz y Paz y el recorte de su mandato. Aunque no lo comparto, y podríamos debatir al respecto durante horas, los nuevos magistrados de CSJ y Apelaciones deberán salir del Organismo Judicial el 13 de octubre de 2019. Empiecen así un mes o dos meses tarde su mandato.

Pero aquellos cuyos puestos ahora tambalean —y que no asumirán el 13 de octubre— no son, quizás,  los más afectados.  Los que ven todos sus esfuerzos destrozados son las redes de abogados, los operadores que trabajaron arduamente para colocar a sus allegados en los puestos al frente del Organismo Judicial. Gente como Roberto López Villatoro, Gustavo Herrera, o (desde el Ejecutivo) Juan de Dios Rodríguez. Antes de que la CC piense dar el amparo en firme, o no, serán los operadores los que velen porque todo lo invertido: el dinero, el trabajo, los cursillos, las universidades, los compromisos para colocar magistrados, no hayan sido en vano. “Nos espera un mes muy complicado. Será la sociedad civil la que debe estar atenta para que la resolución firme de la Corte no tenga ninguna injerencia y sea independiente. De que quienes lograron el objetivo de cooptar las Comisiones de Postulación no incidan en los magistrados”, advierte Helen Mack.

“Las denuncias de los jueces, la investigación del MP contra un magistrado, la lucha de los jueces de instancia por la independencia judicial, retratan un panorama esclarecedor — Rohrmorser agrega— El fallo de la CC tiene sentido a partir de esta coyuntura. Hay presiones para la justicia. Es valioso lo que hace gente como la magistrada Claudia Escobar”.

Y recuerda: “Yo recibí terribles presiones como magistrado, que en teoría legal debí haber denunciado. Pero mejor hice políticamente como que no oía. Y uno dice pues a la mano de Dios y resuelvo. Estoy tranquilo. De conformidad con la ley”.

Los magistrados de la CC contemplan, según el fallo, escuchar a las partes interesadas. Para ello convocaron a los terceros interesados para defender el proceso de elección ante todos los detractores. Los 13 magistrados electos de la CSJ y los 126 de las Salas de Apelaciones tendrán que actuar como una unidad, con un solo representante cada grupo. Al Congreso le corresponderá explicar sus procedimientos para la elección definitiva de los magistrados, y a las organizaciones de la sociedad civil que pidieron los amparos, presentar las pruebas que sustentan las denuncias de irregularidades en el proceso.

A la Cicig y al Ministerio Público, por su parte, les corresponderá ahondar en las investigaciones sobre las supuestas presiones y amenazas de la Vicepresidenta y el partido oficial hacia jueces y magistrados para que fallaran a favor de sus intereses, así como desbaratar a las estructuras criminales que actúan dentro del sistema de justicia.  Es difícil predecir cuáles serán los efectos de este tembloroso jueves  9 de octubre. Quizás la única certeza es que ahora hay muchas más miradas en el Organismo Judicial, y sobre los que infiltrados en este poder se creían superpoderosos.

Se hicieron escuchar las voces; se escuchó al coro. Este ha sido sólo un acto, aún se ignora el desenlace, pero como en la mayoría de tragedias griegas, al final, algo o alguien saldrá derrotado.

Nota de edición: 
Lo que la CC hizo al amparar a las organizaciones de la sociedad civil fue suspender la toma de posesión de los 13 magistrados de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) y de las Salas de Apelaciones que estaba programada para el lunes 13 de octubre.
La Cicig presentó pruebas recabadas por medio de “métodos especiales de investigación” (científicos) para sustentar la petición de antejuicio en contra de este magistrado.