Cerrar

x
Sandra Torres promete poner al Ejército en las calles y a los alcaldes en la coordinación policial
Ir
Neto Bran, el alcalde de Mixco recién reelegido, posa en su despacho junto a Sandra Torres, a la par de un muñeco de Ironman, que el jefe edil tiene instalado en su oficina

Sandra Torres promete poner al Ejército en las calles y a los alcaldes en la coordinación policial

Recibe nuestro resumen semanal en tu correo
redes sidebar
Tipo de Nota: 
Fotos
Sandra Torres, la candidata presidencial que lidera desde hace ocho años la UNE, el principal proyecto socialdemócrata del país, está empeñada en expulsar las ideas de la socialdemocracia de sus ofertas de campaña, en busca de un electorado abiertamente conservador.

Ayer, en la sede municipal de Mixco, habló de sus planes para atender el problema de inseguridad. A un mes de la segunda vuelta electoral, hizo dos ofertas que responden a solicitudes de Neto Bran, el alcalde más mediático del país: sacar al Ejército a las calles a cumplir funciones de seguridad ciudadana con la Policía Nacional Civil, y permitir que los alcaldes se impliquen en coordinación policial.

Tanto el alcalde Bran como la candidata presidencial aseguraron que la percepción de inseguridad se incrementó, lo mismo que las cifras de violencia, desde que el Ejército abandonó las calles, en marzo de 2018. Las estadísticas oficiales dicen lo contrario.

Hasta junio de 2018 la tasa de homicidios por cada 100,000 habitantes era de 23.2 % y hasta junio de 2019 bajó a 21.8 % (lo cual significa un total de 1,809 homicidios según los reportes de la Secretaría Técnica del Consejo Nacional de Seguridad). El Ministerio de Gobernación ha ocultado desde 2018 los datos de la encuesta de victimización, con la justificación de que están en revisión.

A pesar de esos datos, la candidata presidencial del partido UNE insiste en que los patrullajes combinados entre policías civiles y soldados son necesarios y son parte de su programa para «llevar la seguridad a los ciudadanos y ciudadanas».

Simone Dalmasso«Los acuerdos de Paz dicen que debe haber una Policía Nacional Civil. Sin embargo, eso no limita al gobierno a tomar una decisión de beneficio para el pueblo. Cuando funcionaban las fuerzas combinadas de la PNC y el Ejército bajaron los indicadores de violencia, delincuencia y extorsión. (Cuando) Se quitan los destacamentos, se disparan las fuerzas combinadas y se disparan los índices de violencia y delincuencia», aseguró, sin datos.

El exministro de Gobernación Francisco Rivas asegura que no hay evidencia de que la presencia militar haya sido determinante para reducir delitos y crímenes.

«Los patrullajes combinados no tenían ningún resultado que impactara en la seguridad de los guatemaltecos, y por esta razón se le planteó a la presidencia desde el marco del Consejo Nacional de Seguridad, que fuera la Policía Nacional Civil la responsable de dirigir una estrategia mucho más integral que solo marchar por las calles del país», recuerda Rivas, quien renunció al cargo en enero de 2018.

Rivas recuerda que otro de los problemas de estos patrullajes era que su dirección nunca estuvo a cargo del Ministerio de Gobernación, sino que era la jefatura militar la que decidía en dónde, cuándo, cuánto tiempo y cuánto personal asignaba para estas labores.

Reformar la ley de la PNC

Acostumbrado al espectáculo, Bran lanzó hace unas semanas una petición en sus redes sociales, para que quien gane las elecciones le permita estar al mando de la Comisaría 16, que se ocupa de la seguridad en Mixco. Sandra Torres selló el acuerdo con la firma de una carta de compromiso.

«No se trata de delegación de funciones (policiales) ni de responsabilidades, porque eso no se puede», aseguró Torres. Todavía se ignoran qué alcances y límites tendrá Neto Bran como «coordinador». Esto debe determinarlo el Congreso, porque si Torres gana las elecciones, ha ofrecido que su bancada de 52 parlamentarios impulsará la reforma a la Ley y el Reglamento de la Policía Nacional Civil (PNC).

Netro Bran, que puso en funcionamiento una policía armada municipal, se ha quejado porque  los 125 agentes por turno de los que dispone, no pueden consignar a supuestos delincuentes. Y la policía no atiende sus peticiones sino que libera a sus sospechosos. Bran desconfía de la fuerza policial, pero su única vía de denuncia han sido sus videos y audios de Facebook. El alcalde aduce que en Nueva York, Estados Unidos; Colombia y México el alcalde está a cargo de la comisaría y la seguridad.

Alejandro Giammattei, el otro candidato que va al balotaje por la presidencia, ha tomado el asunto a broma y ha dicho que lo que busca el edil es hacer un «show» disfrazándose de policía. «Es el que le hace falta», continuó Giammattei aludiendo a la costumbre de Bran de uniformarse con la ropa de diferentes oficios y disfrazarse de superhéroe. Bran lo calificó, molesto, como una burla hacia él.

Según Torres, los artículos seis y siete de la Ley de Descentralización amparan su disposición. Esos artículos hablan del proceso de descentralización gradual del poder ejecutivo a las municipalidades en ocho temas específicos: seguridad, educación, salud, ambiente, comunicaciones, agricultura, economía y cultura y recreación.

Cuando la ley de la PNC cambie, explicó Torres, todos los alcaldes que dirijan municipios con más de 250,000 habitantes podrán participar en la coordinación de actividades de seguridad ciudadana, así como Neto Bran.

Autor
Edición
Autor
au
Edición
a
Más o menos