Cerrar

x
Menú
Facebook Facebook
Buscar
Ayuda
Otto el más solo
Ir

Otto el más solo

En mensaje en las redes sociales, Baldizón se autoproclamaba como el promotor de la resolución en el Congreso. “Hoy es un día histórico, para el partido Lider y nuestra bancada, concluye una gran lucha de nuestra bancada que desde hace tres años denunciamos cada acto de corrupción de este gobierno…”
Los magistrados no se atrevieron a apoyar la recomendación de sus colegas María Eugenia Mijangos Martínez, vocal III; y Mario Ismael Aguilar Elizardi, vocal IV, de cancelar a esa agrupación por violentar las disposiciones de ese organismo.
"105 votos", gritaban decenas de manifestantes frente al Congreso de Guatemala minutos antes de que diera inicio la Sesión Plenaria donde determinarían quitarle o no la inmunidad al presidente Otto Pérez Molina.
Más de 105 diputados iniciaban la sesión.
Los jefes de bloque se acercaron al presidente del Organismo Legislativo, Luis Rabbé, para que diera inicio con la plenaria.
Roberto Villate, jefe de la bancada mayoritaria Libertad Democrática Renovada (Lider) esperaba atento el momento de la votación.
Luis Rabbé, miembro del partido Lider junto a Arístides Crespo, integrante del Partido Patriota.
Gudy Rivera, jefe de la bancada del Partido Patriota, conversa con Delia Bac, del bloque Lider durante la Sesión Plenaria. Rivera permaneció inquieto durante la sesión.
Gudy Rivera, jefe del bloque Patriota, pasó varios minutos conversando por teléfono durante la Sesión Plenaria.
!32 votos a favor para que se le retire la inmunidad al presidente Otto Pérez Molina.
Diputados de la bancada Unidad Nacional de la Esperanza (UNE) celebran la aprobación de quitarle la inmunidad al mandatario Pérez Molina.
Los diputados del Partido Patriota (PP) no pudieron evitar esconder su decepción por el revés de su máximo líder.
Diputados de la bancada Libertad Democrática Renovada (Lider) llevaron una bandera de Guatemala para celebrar su retorno al hemiciclo luego de varias ausencias en el pleno.
redes sidebar
Tipo de Nota: 
Información

Tiempo aproximado de lectura: 10 mins

El último apoyo político, y el más fuerte, ha abandonado al presidente Otto Pérez Molina. El partido Libertad Democrática Renovada (Lider) dio los votos de la bancada mayoritaria en el Congreso para levantar el antejuicio al mandatario. A partir de ahora Pérez podrá enfrentar una investigación judicial. Mientras tanto Lider es absuelto por el TSE y recibe sólo una multa por sus excesos en el gasto de campaña. Pérez se queda solo y Baldizón sigue la carrera por la Presidencia.

Para el aún Presidente Constitucional de la República de Guatemala, Otto Fernando Pérez Molina, los aliados son cada vez más escasos. Primero perdió la confianza de la ciudadanía, que semana tras semana, desde el 16 de abril, cuando se reveló la red de defraudación aduanera conocida como “La Línea”, pide su renuncia; ocho ministros y otros tantos altos funcionarios renunciaron a sus puestos; y luego fue perdiendo paulatinamente el apoyo del empresariado que al principio solicitó la renuncia de Roxana Baldetti, manteniendo en los meses iniciales el apoyo a Pérez Molina, pero ahora también exige que el Presidente deje el cargo. Ahora, martes 1 de septiembre, ha quedado a su suerte, abandonado por la bancada de Libertad Democrática Renovada (Lider), el bloque legislativo de Manuel Baldizón que aún lo sostenía en el cargo.

A cinco días de las elecciones generales, Pérez Molina se ve más solo que nunca. Su compañera de fórmula, Roxana Baldetti, se encuentra tras las rejas del Cuartel de Matamoros desde hace una semana, y en breve deberá ser traslada a la cárcel de Santa Teresa. Después de que el Congreso le diera la espalda y le retirara la inmunidad, el Presidente es “un ciudadano común para el sistema de justicia”, como aseguró la fiscal general Thelma Aldana. De hecho es un hombre común, pero en ejercicio de la Presidencia e imposibilitado para salir del país por un arraigo impuesto por juez el mismo martes.

Al mandatario lo dejaron caer en el Congreso. La fórmula era sencilla: se requería de 105 votos de los 158 diputados para obtener el retiro de su inmunidad. La bancada mayoritaria de Lider con 56 diputados, registrados oficialmente, era imprescindible para cualquier decisión. 

Y detrás de esos 56 votos solo había una voluntad: la del presidenciable de Lider, Manuel Baldizón, que hasta ahora continuaba, tras bambalinas, al lado del Presidente.

[frasepzp1]

Los tiempos políticos lo permitían, reconoció el Salvador Baldizón, el hermano del presidenciable de Lider, los ojos y oídos del candidato en el Congreso. Pero para el diputado está claro que ya era insostenible prolongar la decisión del antejuicio. “Las elecciones no se verán afectadas, incluso si hay investigaciones avanzadas en su contra todavía llevará un tiempo procesarla”, aseguró el congresista. 

La tormenta afuera, la incertidumbre adentro

Aunque desde el mediodía llovía en las calles del Centro Histórico eso no desanimó a los manifestantes que abrieron una senda sobre la Novena Avenida de la zona 1, ante el cerco que durante algunas horas realizaron personas que se identificaban como integrantes de la Unión de Acción Sindical y Popular (UASP) para impedir el ingreso de los diputados.

El riesgo de un bloqueo fue atajado por los ciudadanos que asistieron al Congreso, con la presencia de la Policía Nacional Civil, los asistentes formando una senda permitieron el ingreso de los diputados, en un ambiente festivo, con tambores, con flores blancas y con mantas plásticas para cubrirse de la lluvia. La fiesta pacífica era interrumpida esporádicamente por algunos insultos dirigidos contra los diputados oficialistas y de Lider, sospechosos de querer bloquear el proceso de antejuicio.

Conforme avanzaba la tarde, sin embargo, la profecía de la caída de Pérez Molina se hacía más plausible. El presidenciable de Lider abrió la compuerta y comenzaron a fluir los diputados de su partido, hasta que el pleno del Congreso alcanzó los 132 asistentes. En mensaje en las redes sociales, Baldizón se autoproclamaba como el promotor de la resolución en el Congreso. “Hoy es un día histórico, para el partido Lider y nuestra bancada, concluye una gran lucha de nuestra bancada que desde hace tres años denunciamos cada acto de corrupción de este gobierno…”, dijo Baldizón quien poco tardó en adjudicar a su partido el papel fiscalizador y de oposición: “todo lo denunció Líder, pero nadie nos quiso escuchar”. Por último, sus mensajes se volvieron órdenes para acatar sin titubeos:  “Les pedimos a los diputados de la bancada Lider que voten en bloque y disciplinadamente”. Sin embargo, hubo 22 ausencias en este bloque y dos de diputados de la Gran Alianza Nacional (Gana), partido en alianza con Lider, de un total de 26 diputados faltantes.

Sandra Sebastián

Ante esta decisión, ni siquiera los diputados del partido de Otto Pérez Molina pudieron mantenerse leales. En una reunión previa con congresistas oficialistas de confianza, el Presidente puso a disposición de cada uno la decisión de votar en su contra o no. Ya sabía que los 33 votos que aún posee el Partido Patriota (PP) eran insuficientes para frenar su caída. “Queda a criterio de cada uno si votar en contra o no asistir”, aseguran diputados del PP que les dijo el mandatario.

Los 33 votos de los diputados del PP también fueron a favor de retirarle la inmunidad. Ningún oficialista pidió la palabra para razonar su voto en el pleno. Otto Pérez estaba muy solo.

Fuera del Congreso la lluvia arreciaba y la celebración de decenas de personas se trasladaba del Legislativo a la Plaza de la Constitución. Caía la noche, y seguía la fiesta: el general Otto Fernando Pérez Molina, el Presidente Constitucional de la República de Guatemala, el primer militar retirado electo en comicios libres desde el regreso a la democracia en 1986, es también el primer Presidente en ser desaforado por el Congreso para ser sometido a una investigación criminal.

Y la campaña no cesa

Asociación ilícita, casos especiales de defraudación aduanera y cohecho pasivo (recepción de sobornos) son los cargos por los que el Ministerio Público (MP) y la Comisión Internacional contra la Impunidad (CICIG) solicitaron, y lograron, que se levantara el antejuicio al Presidente. Desde hoy Pérez Molina es también un sujeto bajo investigación penal de manera oficial, como presunto “número uno” de la red criminal de defraudación aduanera “La Línea”.

De momento, Pérez Molina se mantendrá en su cargo, pero, como explicó la fiscal general Thelma Aldana, su situación puede cambiar en cualquier momento. “A corto plazo”, dijo Aldana, se solicitará prisión preventiva en su contra. La fiscal no quiso detallar si esto se produciría antes o después de las elecciones del 6 de septiembre. Esa decisión dependerá del análisis de la situación que haga con su equipo de trabajo y con la CICIG.

[frasepzp2]

Desde las oficinas del Ministerio Público, Aldana resumió así sus impresiones luego de conocer el retiro de la inmunidad del Presidente: “Es una mezcla de sentimientos, reconocer que en el país ha primado la legalidad, que nadie es superior a la ley, se da un mensaje a los funcionarios públicos actuales y futuros de que nuestra actuación debe ajustarse a la Constitución, a las normas legales. Pero también me da mucha pena, mucha preocupación que un Presidente en el ejercicio del cargo sea sometido a un proceso penal”. Pérez está sujeto al menos a tres delitos, aunque es posible que se sumen otros, aseguró la fiscal, ya que el caso “La Línea” es vasto y hay aún muchos datos para analizar.

Lider, mientras tanto, deja caer al Presidente y se salva de su propia caída.

El mismo día que a Pérez Molina le retiran la inmunidad los magistrados del Tribunal Supremo Electoral (TSE): Rudy Marlon Pineda Ramírez, presidente Julio René Solórzano Barrios, vocal I; y Jorge Mario Valenzuela Díaz, vocal II, votaron a favor de imponer una multa de Q1.9 millones al partido Lider. Los magistrados no se atrevieron a apoyar la recomendación de sus colegas María Eugenia Mijangos Martínez, vocal III; y Mario Ismael Aguilar Elizardi, vocal IV, de cancelar a esa agrupación por violentar las disposiciones de ese organismo. Según estimaciones del TSE, Lider sobrepasó en Q9 millones el techo de gasto de campaña e ignoró la resolución del Tribunal que le prohibió seguir realizando mítines y difundir propaganda en medios de comunicación. Se salvaba así de quedar imposibilitado para correr en las elecciones del próximo domingo.

“El próximo año a lo mejor muchos del PP estarán en prisión, el proceso se alargará, pasarán muchas otra cosas en ese intermedio. En momentos de crisis existe la oportunidad de buscar el diálogo nacional con los otros partidos”, dice Salvador Baldizón, quien ya piensa en la segunda vuelta electoral.

A Lider ya no le preocupa lo que le pase a Pérez Molina, al PP y al Gobierno que agoniza. Sólo piensa en ganar.

Autor
Edición
Autor
a
Edición
a
Plaza en 1 minuto (más o menos)
Si nos conoces pensarás que la síntesis no es nuestro fuerte
pero nos esforzamos por mandarte un resumen semanal. Casi siempre.