Cerrar

Ir

La Comisión de Asuntos Electorales acelera la discusión del transfuguismo

Tipo de Nota: 
Información

La Comisión de Asuntos Electorales acelera la discusión del transfuguismo

Historia completa Temas clave

Antes de que cierre el año habrá un proyecto de reformas a la Ley Electoral y de Partidos Políticos presentado por el Congreso. La propuesta tendrá una prioridad: el artículo del transfuguismo (205 Ter), que en 2019 generó complicaciones en la inscripción de candidatos. Los diputados no quieren, de nuevo, poner en riesgo su reelección.

Redes-lateral

Greicy de León, presidenta de la Comisión de Asuntos Electorales (CAE) e integrante de la bancada Vamos, señaló que en la sesión del pasado 31 de agosto discutieron de forma abierta el transfuguismo.

[relacionadapzp1]

«Hay de todas las posturas, algunas a favor de respetar el derecho de asociación de los diputados para afiliarse al partido de su conveniencia, y otros que dicen que deben seguir en el partido que los postuló», indica. Al preguntar su postura, da una respuesta salomónica: «es un tema polémico, yo estoy a favor de lo que diga la mayoría».

Hasta 2016 la Ley Electoral de Partidos Políticos (LEPP) facilitaba cambiarse de partido, explica el politólogo Hugo Novales, pero las reformas a esta ley aumentaron el costo de deserción pues ya «no es sólo de buscar un espacio (en los partidos) para la reelección, sino dejar la inscripción en manos del TSE o de las cortes», expone. Por ello, los miembros del Congreso se aprestan a tratar el tema.

El artículo incómodo

Las reformas a la LEPP en 2017 pusieron algunos obstáculos a la forma tradicional de hacer política en Guatemala. Modificaciones que piden llevar libros contables a financistas privados, o las restricciones al uso de medios de comunicación son algunas de estas variantes.

Fue la limitación al transfuguismo una de las disposiciones que más complicó a partidos y diputados en 2019. Según el artículo 205 Ter de la LEPP, las agrupaciones políticas tienen prohibido recibir o incorporar diputados electos por otros partidos. Con base en este artículo, el registro de ciudadanos resolvió no inscribir a varios diputados que buscaban la reelección. La decisión fue revocada por el Tribunal Supremo Electoral (TSE) a media campaña, permitiéndoles competir.

Ahora, con sólo 10 meses de legislatura, hay bloques que muestran fracturas que podrían ser permanentes. En BIEN hay 5 diputados liderados por Evelyn Morataya que votan y actúan desde la oposición, mientras 3 diputados afines a Fidel Reyes son cercanos al oficialismo.

La UNE también se partió en dos fracciones: la liderada por Arnoldo Vargas, que llegaría a 18 diputados; y la de Carlos Barreda, Karina Paz, Orlando Blanco y Óscar Argueta, que además de pelear por la representación legal del partido, mantienen alrededor de 34 diputados en su línea. Todos ellos podrían ver limitada su reelección si salen del partido que los postuló en 2019.

Por otra parte, hay organizaciones políticas que enfrentan procesos de cancelación ante el TSE: PAN, FCN, VIVA, CREO y la misma UNE. En ese caso hasta 87 diputados de los referidos bloques perderían la posibilidad de reelegirse, o los privilegios de pertenecer a una bancada (dirigir comisiones de trabajo del Congreso, o ser parte de la junta directiva) dada la redacción del artículo.

Carlos Barreda, jefe de bloque de la UNE, desarrolla con más detalle los cambios que considera apropiados. Para el diputado las modificaciones al transfuguismo no deben tocar lo regulado en Ley Orgánica del Organismo Legislativo (LOOL), pero sí aclarar tres aspectos que pueden interpretarse a partir del artículo en la LEPP.

«Uno, cuando el partido es cancelado, el candidato debería poder reelegirse; dos, cuando un diputado es expulsado del partido por línea partidaria; y tres, cuando se declaran independientes. Si no lo hacés, les violas su derecho de elegir y ser electos, un problema que es incluso constitucional», expresa.

El politólogo Hugo Novales explica que los diputados «se cambian a partidos que le dan más libertad­­ de votar» de acuerdo con sus intereses (personales o de distrito). La dirigencia nacional puede disciplinar el voto porque controla la posibilidad de su inscripción, algo que, considera, no debería ser así pues «si los partidos fueran democráticos, podrías ser diputado disidente y aun así competir» expresa.

Bernardo Arévalo, jefe de bloque de Semilla, advierte que los bloques mayoritarios no se limitan a cambiar la LEPP, y van tras la LOOL pues limita la posibilidad de un diputado «tránsfuga» de dirigir comisiones o participar en Junta Directiva. Como bloque legislativo fijarán posición en su momento, pero adelanta que «cuando una persona se elige por un partido, facilitar cambios a otro es una burla al elector». Rodolfo Neutze, Jefe de Bloque de CREO, no expresó postura, pero advirtió que no permitirán que el tema «sea tratado a la ligera».

[relacionadapzp2]

Una ley con términos ambiguos

A la fecha, pocas iniciativas propusieron reformar el transfuguismo. Sólo el exdiputado Linares Beltranena propuso devolver los derechos de organización a diputados independientes, en lo relacionado a la LOOL. Tanto Linares como el exdiputado Hernández Azmitia propusieron cambios al 205 Ter de la LEPP: el primero, quitar las restricciones en el año previo a las elecciones generales, y el segundo, eliminar el artículo. Ambos proyectos recibieron dictamen desfavorable.

Pero ahora corren nuevos aires en el palacio legislativo. Aunque haya oposición, si la facción de la UNE completa se suma a las modificaciones al transfuguismo (al menos las relacionadas con la LEPP) es probable el cambio, pues la cancelación de partidos pondría en riesgo la reelección de 87 diputados, si el 205 Ter. no se reforma.

Novales ve necesario el ajuste. «Es ambiguo, tiene términos que no están en el resto de la ley como recibir e incorporar, que no es postular o afiliar, y le da a un actor que no es el partido o el votante la posibilidad de que alguien sea electo» expone.  Además, la LOOL ya atiende el tema, indica. Si el artículo «no se elimina, lo mínimo es atender la redacción para que no esté sujeto a interpretación» concluye.  

[relacionadapzp3]

Los diputados han encomendado a la CAE atender a la brevedad el tema. La diputada Greicy de León, presidenta de la Comisión, indican que su único objetivo es terminar el año con un borrador de reformas.  «Trabajaremos de lleno. Estamos presionados a presentar un dictamen. No hacerlo sería confirmar que el proceso de 2019 fue perfecto, y a todas luces no fue así. Los políticos y la ciudadanía exigimos cambios. Debe pasar» subrayó la diputada.

Autor

 

 

 

 

Ver Comentarios

 

 

 

 

Autor
aa