“Oportunidades hay, lo que no hay es visión”

Zacapa

ÁLVARO ENRIQUE ESTRADA ARRIAZA

Maestro jubilado
Gualán
Edad en el momento de la entrevista (2017)/ 78
Lugar más lejano al que ha viajado/ “Estuve en Roma para cuando se ordenó mi hijo. También estuve en Estados Unidos, visitando a unos familiares que tengo por allá”.

Maestro jubilado oriundo de Gualán, Zacapa, Álvaro se dedica al arte y tiene un taller donde realiza esculturas en cemento. Es casado y tiene dos hijos: una mujer que es química y un hombre que es sacerdote del Opus Dei. Trabajó 34 años con el Estado e impartió clases de Artes Industriales, Artes Plásticas, Matemática y Física Fundamental. En la escuela sacaba malas calificaciones porque dibujaba en sus cuadernos; se considera un dibujante nato que pintaba desde la más tierna infancia. Estudió en Antigua, y en su pueblo le conocen por su afición a la historia. Piensa que el mejor regalo que le dieron sus padres fue mandarle a estudiar allí, porque “Antigua es un museo de arte”. Su primera escultura la hizo en 1972: el monumento a la madre en Gualán. Le costó porque nunca había trabajado a gran escala, pero cuenta que la inauguró la Primera Dama y esposa del coronel Arana Osorio. También hizo la escultura de José Ernesto Monzón, autor de la canción Soy de Zacapa, y diseñó el escudo y la bandera de Gualán. Opina que hay mucha pobreza en Guatemala, pero también hay muchas formas de salir adelante. “Oportunidades hay, lo que no hay es visión. El problema es la corrupción. ¡Qué flagelo tan grande! Imagínese: partidos con dueño. ¡Tienen dueño los partidos!”. El instituto de Gualán lleva su nombre, lo cual lo llena de orgullo pero también de dolor, porque varios de sus mejores amigos, que eran colegas, sintieron envidia.