Cerrar

Ir

La superfrontera

Mientras no estemos convencidos de que la migración es un acto de reafirmación de la vida, de resistencia y de emancipación del cuerpo, no podremos generar conocimiento que rompa con la complicidad de un Estado caduco.
Tipo de Nota: 
Opinión

La superfrontera

19 de Febrero de 2016
Tiempo aproximado de lectura: 7 mins

Redes-lateral

«No se preocupe, seño. Yo la paso. Deme 100 y la paso». Así me dijo un joven en la frontera de Guatemala con México, específicamente en el paso El Carmen-Talismán. Eso sí, no me dijo cómo.

El concepto de frontera es entendido desde diversas disciplinas como un área porosa, borrosa, vacía incluso, pero sobre todo como un espacio que no pertenece a ningún lugar y que es, en efecto, «tierra de nadie» (Fábregas en Turner, 2005). Si bien desde el punto de vista institucional no existe una descentralización de la administración pública que vele por el bienestar de las personas que allí habitan, sí predomina un Estado gendarme que evita a toda costa la movilización de personas —pero n...

Autor



Las opiniones expresadas en este artículo son responsabilidad exclusiva del autor. Plaza Pública ofrece este espacio como una contribución al debate inteligente y sosegado de los asuntos que nos afectan como sociedad. La publicación de un artículo no supone que el medio valide una argumentación o una opinión como cierta, ni que ratifique sus premisas de partida, las teorías en las que se apoya, o la verdad de las conclusiones. De acuerdo con la intención de favorecer el debate y el entendimiento de nuestra sociedad, ningún artículo que satisfaga esas especificaciones será descartado por su contenido ideológico. Plaza Pública no acepta columnas que hagan apología de la violencia o discriminen por motivos de raza, sexo o religión
Autor
a
a