Cerrar

Ir
Fotografía del Diario de Centroamérica

Esto hace la SAT para reducir la defraudación y el contrabando aduaneros, por Werner Ovalle

Tipo de Nota: 
Información

Esto hace la SAT para reducir la defraudación y el contrabando aduaneros, por Werner Ovalle

Historia completa Temas clave

El comercio ilegal en Guatemala está integrado por la defraudación y el contrabando aduaneros entre otros ilícitos. Defraudación aduanera es toda acción u omisión por medio de la cual se evade dolosamente el pago de los tributos aplicables al régimen aduanero. Contrabando aduanero es introducir o extraer mercancías del país, de forma clandestina, evadiendo la intervención de las autoridades aduaneras, aunque ello no cause perjuicio fiscal.

Redes-lateral

Hoy, Guatemala tiene 21 aduanas y un puesto de control en la línea de adyacencia Guatemala-Belice. Por ellos ingresan y egresan las mercancías destinadas al comercio exterior. Sin embargo, en la extensión fronteriza y zona de adyacencia con Belice, la Comisión Internacional de Límites y Aguas del Ministerio de Relaciones Exteriores y el Ministerio de la Defensa Nacional han identificado 132 cruces vehiculares no controlados.  61 están en la zona fronteriza con México, 27 en la frontera con El Salvador, 41 en la frontera con Honduras y 3 en la línea de adyacencia con Belice. Estos pasos sirven de entrada para mercancías ilícitas, contrabando, narcotráfico, tráfico de personas indocumentadas, entre otras actividades que constituyen o fomentan el comercio ilícito.

Según un estudio sobre comercio ilícito de 2017 presentado por la Asociación de Investigación y Estudios Sociales (Asies), el comercio ilícito ascendía en 2015 a un estimado de 17,275.70 millones de quetzales. Asies fijaba en 8,640 millones (1.8% PIB) la defraudación aduanera y en 8,635.7 millones (1.7% PIB) el contrabando aduanero. Por su parte, la Cámara de Industria de Guatemala presentó en el año 2019 la estimación de Central American Business Intelligence, que eleva la estimación del comercio ilícito a 32,000 millones de quetzales (3.8% PIB).

Estas cantidades no equivalen al monto de los tributos dejados de recaudar, sino al precio de venta final de esas mercancías. El cálculo de los impuestos se realiza sobre los valores reportados en aduana, que son inferiores. Si damos por válidas las cifras de los estudios y aplicamos para fines ilustrativos una tasa imponible promedio del 14% que incluye el DAI y el IVA, lo que deja de percibir la Hacienda pública es de 2,418.6 millones de quetzales en 2015 y 4,480.0 millones en el de 2019.

[relacionadapzp2]

Para darle perspectiva a ambas estimaciones de comercio ilícito, baste saber que en el año 2019 se declararon mercancías por un valor de 50,342.32 millones solo en la aduana Puerto Quetzal, la más importante para el comercio exterior. Esto representó una recaudación de 7,254.91 millones.

En los últimos años Guatemala ha logrado grandes avances en cuanto a la internacionalización de su economía y el comercio exterior: se han firmado acuerdos internacionales, se han asumido procedimientos más ágiles para adaptarse a este nuevo movimiento comercial y se ha promovido la inversión extranjera.

Como resultado del comportamiento del comercio exterior, para 2019 se estableció un valor de mercancías durante el despacho aduanero de 133,599.20 millones. En impuestos recaudados representa 18,975.11 millones.

Las cifras de ASIES y de la Cámara de Industria de Guatemala corresponden a estimaciones realizadas por defraudación y contrabando aduaneros. Los datos de la Aduana Puerto Quetzal y el Comercio Exterior para el año 2019 son información del Sistema SAT expresada en términos brutos.

Para atender estos problemas, en 2017 la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT) creó el Departamento contra la Defraudación y el Contrabando Aduaneros, dentro de la Intendencia de Aduanas. Dicho departamento da seguimiento a las estrategias y acciones que surgen del Consejo Interinstitucional para la Prevención, Combate a la Defraudación Fiscal y al Contrabando Aduanero (Coincon) que debe apoyar a la SAT a prevenir y combatir estos delitos.

El Consejo lo preside la SAT y lo conforman también el Ministerio de Finanzas Públicas, el de Gobernación, el Ministerio Público, la Procuraduría General de la Nación, y el Ministerio de Economía.

[relacionadapzp1]

La Coincon hace operativos en aduanas aéreas, marítimas y terrestres, así como pasos fronterizos no habilitados. También se han echado a andar inspecciones que fortalecen el control en almacenes fiscales, depósitos aduaneros, zonas francas y en la Zona Libre de Industria y Comercio (Zolic).

En el ámbito de la cooperación internacional, se han coordinado y realizado operativos binacionales en el Grupo de Alto Nivel de Seguridad Guatemala-México, el Grupo de Alto Nivel de Seguridad Guatemala-El Salvador, y en el Grupo de Alto Nivel sobre Seguridad y Justica Guatemala-Honduras.

En el año 2018 se logró que se aprobara la Política Nacional de Prevención y Combate de la Defraudación y el Contrabando Aduaneros 2018-2028. Gracias a eso, ya se desarrollan campañas masivas para promover la denuncia e informar a la población de las consecuencias legales y en la salud de comprar y usar productos de contrabando, y otras cuyo objetivo es concientizar sobre todo a la población de las zonas fronterizas y de adyacencia con Belice del daño que le hace a la economía nacional. También se han ofrecido capacitaciones al personal de las aduanas, las autoridades locales y a las instituciones que conforman la Coincon. Se atiende de forma recurrente procedimientos de destrucción de mercancias decomisadas, hacemos audiorías fiscales a contribuyentes sujetos de investigación, y promovemos que se actualice y armonice la legislación.

Este año además, se ha inaugurado en el mes de mayo el primer Puesto de Control Interinstitucional (PCI), en el municipio de Pajapita, San Marcos, que refleja el compromiso entre las instituciones del Estado, la cooperacion público-privada y la cooperacion internacional en la lucha contra el comercio ilicito. Tener presencia las 24 horas es una respuesta a la necesidad de ejercer un mejor control sobre las mercancías, personas y medios de transporte que transitan por el territorio nacional.

En 2017, el Coincon incautó mercancías valoradas en 12,703,984 quetzales, que representaban para el fisco pérdida en impuestos por 10,057,780.20. El incremento fue de 360% con respecto a los resultados de 2016. En 2018 el valor de las mercancías incautadas creció un 180 % con respecto al año anterior. 2019 constituye un hito en la lucha al comercio ilícito, con crecimiento del 193%. A julio de 2020 la cifra es de 9 millones, la cual se ha visto fuertemente impactada por las condiciones y limitantes generadas por la pandemia.

La ayuda del sector privado ha sido fundamental en este esfuerzo, ya que forman parte del proceso de colaboración que integra el trabajo interinstitucional y permite generar nuevas estrategias para combatir estos ilícitos.

La defraudación y el contrabando aduaneros son problemas que el país arrastra gravemente desde hace décadas. En los últimos años se han incrementado y se evidencia con el surgimiento de estructuras criminales organizadas, la falta de desarrollo económico en zonas fronterizas, y la escasa cultura de cumplimiento voluntario, entre otros. Y tienen consecuencias muy negativas: menos recaudación tributaria, menos inversión pública y cumplimiento de los deberes del Estado, mayor riesgo para la salud al circular productos que carecen de licencias sanitarias o son falsificaciones; y la industria nacional pierde capacidad competitiva, lo que merma las fuentes de empleo formal.

Tenemos el reto de generar una metodología concreta para estimar de forma objetiva estos ilícitos, medir la magnitud de la problemática y desarrollar políticas y estrategias con el objeto de alcanzar un mayor impacto en la prevención y reducción de estos flagelos.

Autor
Edición

 

 

 

 

Ver Comentarios

 

 

 

 

Autor
a
Edición
a