Cerrar

Ir

El poder es racismo y el racismo es poder (1)

Racismo y poder, unidos indisolublemente, van convirtiendo la diversidad en desigualdad.
Tipo de Nota: 
Opinión

El poder es racismo y el racismo es poder (1)

25 de Mayo de 2019
Tiempo aproximado de lectura: 3 mins

Algún teórico afirmó que el poder es el ejercicio de relaciones de dominación. En el caso del Estado, esa dominación es legal a través de la fuerza y la violencia formales, que se traducen en la ley, la justicia, el Ejército, la Policía, las penas carcelarias, etc. Sin embargo, en el Estado colonial, la dominación que lo genera, estructura, sustenta y reproduce es la dominación ilegal e inmoral.

Redes-lateral

El racismo es una forma de dominación, de poder, sustentada inicialmente en la diferencia física entre colonizadores-invasores y colonizados, de manera que los primeros se plantaron como hegemónicos y superiores a través de la violencia avalada por la Iglesia católica toda vez que el otro descubierto, según ellos, era diferente y no encajaba en el pensamiento religioso dominante, por lo cual convenía considerarlo inferior y odiarlo de diferentes maneras (negación, antipatía, despreci...

Autor



Nota:
Las opiniones expresadas en este artículo son responsabilidad exclusiva del autor. Plaza Pública ofrece este espacio como una contribución al debate inteligente y sosegado de los asuntos que nos afectan como sociedad. La publicación de un artículo no supone que el medio valide una argumentación o una opinión como cierta, ni que ratifique sus premisas de partida, las teorías en las que se apoya, o la verdad de las conclusiones. De acuerdo con la intención de favorecer el debate y el entendimiento de nuestra sociedad, ningún artículo que satisfaga esas especificaciones será descartado por su contenido ideológico. Plaza Pública no acepta columnas que hagan apología de la violencia o discriminen por motivos de raza, sexo o religión
Ver Comentarios
Autor
a
a