Cerrar

Ir

¡Al ladrón!; ¡al ladrón!

Derrotar el Pacto de Corruptos en la arena política (aunque no se haya logrado totalmente) nos abre las puertas a un futuro más digno y esperanzador para todos.
Tipo de Nota: 
Opinión

¡Al ladrón!; ¡al ladrón!

23 de Junio de 2019
Tiempo aproximado de lectura: 3 mins

Expertos en el chantaje y la mentira, el gobernante y su partido no han dejado pasar un minuto para, luego de concluido el proceso electoral, incrementar su gritería y descalificación contra el Tribunal Supremo Electoral (TSE). Derrotados clara y ampliamente, quieren usar el descontento de distintos grupos para torpemente intentar salvarse del desastre personal y político que se les avecina.

Redes-lateral

El proceso electoral ha tenido fallas y complicaciones, mas de ahí a vociferar fraude hay mares y cielos de distancia. Si bien muchas de las dificultades pueden ser achacables directamente al TSE, otras muchas son responsabilidad de organizaciones políticas que hasta el último minuto quisieron hacer participar a candidatos anticipadamente descalificados moral y legalmente. A todos ellos el gobernante les hizo upas, interesado en salir ganador del caos provocado.

Con su capital en Jerus...

Autor



Las opiniones expresadas en este artículo son responsabilidad exclusiva del autor. Plaza Pública ofrece este espacio como una contribución al debate inteligente y sosegado de los asuntos que nos afectan como sociedad. La publicación de un artículo no supone que el medio valide una argumentación o una opinión como cierta, ni que ratifique sus premisas de partida, las teorías en las que se apoya, o la verdad de las conclusiones. De acuerdo con la intención de favorecer el debate y el entendimiento de nuestra sociedad, ningún artículo que satisfaga esas especificaciones será descartado por su contenido ideológico. Plaza Pública no acepta columnas que hagan apología de la violencia o discriminen por motivos de raza, sexo o religión
Ver Comentarios
Autor
a
a

Un solo correo

Comienza cada semana con las
notas más relevantes de
Plaza Pública

Suscripción
Suscripción
Lo más importante
de Plaza Pública en tu correo eletrónico